Cuerpo

Consigue una piel radiante con el Aceite Corporal Akento

Si eres como yo, estoy segura de que una de tus grandes preocupaciones en lo que a cosmética se refiere es cómo conseguir exactamente la piel radiante que todo el mundo desea. Recientemente, he oído hablar mucho en mis círculos de amigas del Aceite Corporal Akento como una de las mejores opciones en el mercado para este propósito.

Hay que tener en cuenta antes de nada que un buen aceite corporal siempre resulta agradable al uso, así que no hizo falta mucho para convencerme. Además este es un aceite 100% natural, compuesto por un cóctel de 14 aceites vegetales, lo que no hizo sino despertar todavía más mi curiosidad.

Quería comprobar cuanto antes si de verdad este aceite corporal merecía la pena. Para empezar la prueba no hubo más que entrar en la propia web de la marca, donde ya pude encontrar este y otros muchos productos.

Además, a mí por la primera compra me hicieron un cupón descuento del 15%. La verdad es que este es el tipo de detalles que te hacen incluso terminar ya la compra, sin haber probado nada más, de muy buen humor.

Un buen continente para un excelente contenido

Lo primero que me llamó la atención al recibir el producto fue lo interesante y fresco de su packaging. No es una cosa a la que yo le preste habitualmente mucha importancia, pero en esta ocasión creo que ya de por sí era reseñable y nos cuenta algo sobre el producto que hay en su interior.

Es un packaging colorido, con tonos intensos y de diseño claro y muy cuidado. Aunque yo lo he comprado online, creo que si me lo encontrase en una tienda, junto con otros productos similares, este al menos en un primer vistazo sería el que más se quedaría en mi retina.

Todos estos factores ayudan también a tener cierta predisposición positiva a lo que te vas a encontrar, qué duda cabe, y hay que tenerlos en cuenta a la hora de valorar todo el conjunto. Aunque claro, la presentación no serviría de nada si luego el aceite no cumpliese con las expectativas. Este no es el caso.

El líquido es de color dorado, amarillento, y se encuentra dentro de una botella de vidrio que aparenta ser bastante resistente. El olor a flor de azahar, entre otras frutas y flores, es lo que termina de redondear toda la experiencia previa.

Creo que la consistencia y el peso son los adecuados, conozco a gente que prefiere aceites más espesos o más líquidos, pero en mi opinión cada aceite tiene que tener exactamente las características que necesita para cumplir su objetivo siendo a la vez agradable al tacto. Y este lo es.

Como digo, ni demasiado espeso ni demasiado ligero, y dotando nuestra dermis de un brillo satinado que resulta perfecto para la próxima temporada estival. Y, creo que esto resulta muy importante para muchas personas, no me ha resultado nada graso.

Una fórmula natural que se queda contigo

Pero si llegamos a este producto con tanto interés no es únicamente por su llamativo packaging o por su buena consistencia, sino seguramente porque hemos oído hablar de su fórmula natural, que además es de cultivo ecológico y libre de cualquier tipo de crueldad animal.

Es claramente uno de los puntos fuertes, sino el que más, de este líquido. Antes he mencionado que es un aceite corporal 100% natural compuesto por un cóctel de 14 aceites vegetales.

La variedad de estos aceites no hace más que multiplicar las virtudes del producto, que se podrá nutrir de todas las características individuales. Estos aceites vegetales son de almendras, girasol, coco, lino, chía, aguacate, argán, macadamia, oliva, avellana, babassu, jojoba, rosa mosqueta y marula.

Todos estos diversos aceites que he enumerado funcionan en realidad de forma sinérgica en el producto final, y sirven para nutrir en profundidad y mejorar en general el aspecto de la piel.

Ingredientes de calidad hacen un producto de calidad

Los ingredientes naturales de este aceite multifuncional presentan beneficios cosméticos asociados de anti-celulítico, reafirmante, anti-edad, anti-estrías, calmante y regenerador, aportando un tacto y sensación única en la piel.

Además contiene un complejo botánico totalmente único y dos compuestos marinos que pueden poner fin a tus problemas cutáneos. Podemos encontrar fácilmente todos estos extractos que contienen los complejos y cuáles son sus ventajas y propiedades.

Sus extractos de fruta (piña, manzana, pera y granada), plantas (lavanda, cardamomo, caléndula, rosa y rusco), algas (Fucus vesiculosus) y fitoplancton marino favorecen las propiedades de los aceites con beneficios nutritivos. También añaden factores suavizantes, emolientes, reductores y anticelulíticos, aportando además elasticidad y firmeza a la piel.

Pero hablemos del aspecto más personal, de aquello que he sentido en mi propia experiencia probando por fin este producto que tanto se me había recomendado y del que había escuchado tantas cosas positivas. La sensación que podría definir tras aplicar en mi cuerpo una ligera capa de este aceite tan llamativo es esencialmente agradable, y sobre todo a destacar cómo deja la piel.

Confianza en el producto

Suave, hidratada, nutrida… en definitiva, estamos mejorando la calidad de vida de toda nuestra dermis. Y eso es fundamental. Además, la fragancia cítrica-floral, con un 100% de ingredientes naturales, envuelve el cuerpo de vitalidad.

Aquí se nota mucho que realmente está hecho con ingredientes 100% naturales y completamente limpios. Yo he usado a lo largo de mi vida otros muchos aceites corporales, y creo que con ninguno he sentido la proximidad y la confianza de la que puedo presumir con este.

En mi caso, además, que tengo una piel sensible que puede llegar a irritarse con facilidad dependiendo del producto que se use, tengo especial cuidado con este tipo de productos.

Lo mejor de todo esto es que, además, tengo entendido que todos estos beneficios se van multiplicando cuanto mejor uso y más continuado se hace del producto, cosa de la que al final no puedo hablar de primera mano, así que me alegro mucho de poder decir que este solamente es el principio de una hermosa amistad.

Recomendado uso del aceite

La forma más indicada de usar este aceite es justo después de la ducha, ya que es cuando nuestro cuerpo va a estar más receptivo a captar todas las propiedades que ofrece el mismo. Es cuando los poros de la piel se encuentran más abiertos, a fin de cuentas.

Teniendo esto en cuenta, más allá de eso la verdad es que puedes aplicarlo a cualquier hora del día que consideres oportuna. Da igual que sea por la mañana, por la tarde o por la noche, ya que el efecto debería ser en cualquier caso el mismo.

Lo mejor es comenzar, una vez hayamos realizado la ducha o el baño, a frotar el líquido por todo el cuerpo, de pies a hombros. Puedes hacer especial hincapié en aquellas zonas de tu cuerpo con pequeñas imperfecciones que creas que necesitan un cuidado especial, como estrías por ejemplo. También es recomendable dar especialmente en abdomen y brazos, para reafirmar.

En realidad hay que esperar muy poco para que el cuerpo la absorba por completo, lo normal es que para cuando hayas terminado con tus cuidados de la cara, ya tengas la piel normal.

Mi opinión sobre el Aceite Corporal Akento

Era complicado cumplir las expectativas que tenía con el producto, ya que esto es algo que suele pasar cuando tienes muchas ganas de probar algo que por todas partes has escuchado que tiene tanta calidad. Y sin embargo, puedo decir sin temor a equivocarme que el aceite corporal Akento ha superado todas mis expectativas.

Me alegra ser ahora una de las personas que lo va a recomendar a todas horas, pero es que estoy encantada de verdad con este producto. Lo he estado usando ya durante un tiempo, y está claro que ya noto cambios en mi cuerpo. Incluso ya sabiendo lo bueno que era y los productos de calidad que manejaba, esto es algo que siempre he pensado que no sería para tanto, que tardaría más tiempo al menos en hacer un efecto fácilmente visible.

Y sin embargo, mi piel tiene ahora un tomo mucho más uniforme que cuando empecé a usarlo. Se nota que está mucho mejor nutrida, e incluso tiene una cierta luminosidad que hace años que no sentía con tanta intensidad. Solamente tenemos un cuerpo, y tenemos que quererlo y respetarlo, así que sentirte contenta con lo que tienes y en paz contigo misma es algo que bien merece la pena.

Mis vistas al futuro con Akento

Lo mejor de todo esto es que el proceso no ha hecho más que empezar, y estoy deseando poder decir lo que ha hecho por mí el aceite corporal Akento cuando hayan pasado ya un par de meses o incluso un año. Akento además también tiene otros productos como un anticelulítico y un antiestrías, que no he podido dejar de coger de la página web tras la buena experiencia con este otro cosmético.

No puedo hacer otra cosa que recomendarlo para todo el que esté buscando un buen aceite corporal con el que empezar a cuidar mejor todavía su cuerpo. Es, sin duda, uno de los mejores del mercado por lo menos.